Distrito Star Wars

Distrito Star Wars

sábado, 7 de julio de 2012

Ala-Y



ALA-Y

A pesar de su edad, esta nave ha sido uno de los puntales de la Alianza Rebelde. El robusto bombardero toma su nombre de su silueta: una reforzada columna central conecta la cabina con un par de columnas transversales. Al final de cada columna transversal se encuentra una barquilla que alberga los motores subluz y el hiperconductor. Justo detrás de la cabina se encuentra el habitáculo del droide astromecánico, el cual controla todos los sistemas de vuelo, navegación y energía.
Las armas primarias del Ala-Y son dos cañones láser delanteros albergados en una ranura escondida en la cabina.
Encima y detrás de la cabina hay una pequeña torreta en la que van montados unos dispositivos de cañones iónicos y en la parte delantera por debajo de la cabina hay dos tubos lanza-torpedos de protones. Esta parte del casco puede ser reemplazada por un lanzador y alimentador armado con bombas espaciales pesadas, misiles u otro tipo de municiones.
Aunque la mayor parte de los Ala-Y son naves monoplaza, algunos están configurados para llevar un piloto y un artillero que se ocupa de los cañones de la torreta.
Durante las Batallas de Endor y Yavin, los escuadrones de Ala-Y tuvieron una gran importancia en la destrucción de la primera y segunda Estrella de la Muerte. El Ala-Y lleva los colores y marcas de su escuadrón en el módulo de la cabina y en las barquillas de los motores.

UNIVERSO EXPANDIDO


Los cazas Ala-Y ostentan el dudoso record de ser la nave rebelde más derribada en servicio, aunque esto era así por tratarse del caza más utilizado por la Alianza durante la Guerra Civil Galáctica.
Anterior al Ala-X de Incom, el Ala-Y de Koensayr, destacó en las primeras escaramuzas de la rebelión. Probaron su eficacia en las batallas de Vnas, Duro y en la Batalla de Ord Biniir. Durante el sitio de Ank Ki´Shor los Ala-Y salvaron miles de vidas al rechazar una fuerza de bombarderos TIE.
La Alianza tenía dos tipos básicos de Ala-Y: el monoplaza BTL-A4 y el biplaza BTL-S3. En el biplaza S3 el artillero se sienta mirando hacia atrás, controlando la torreta en que está montado el cañón de iones. Ambos, piloto y artillero, están protegidos por asientos expulsores balísticos Koensayr que automáticamente expulsan a ambos tripulantes. El A4 lleva un sistema de expulsión Guidenhauser al igual que los cazas Ala-X.
Los dos grandes motores Koensayr R-200 impulsan el caza en el espacio real y cada una de las barquillas que albergan a los motores está rematada por una sofisticada colección de sensores. En la atmósfera estos motores de fusión trabajan conjuntamente con los elevadores de repulsión para obtener velocidades de 1000 kilómetros por hora. La maniobrabilidad del caza se debe a dos vigorosos reactores de control situados en la popa de la columna central.
Su agilidad adicional está proporcionada por los discos vectrales, situados al final de cada una de las barquillas de los motores, para redireccionar el impulso. 
El hiperpropulsor del Ala-Y, el R300-H, proporciona un rendimiento de primera clase en las rutas normales de astrogación. El modelo S3 no tiene hiperpropulsión. En el BTL-A4LP (también llamado sonda larga) variante mas avanzada, el lugar del artillero está ocupado por una computadora de navegación. El dispositivo más lento es equivalente a una hiperpropulsión de clase 6.
La hiperpropulsión, los retropropulsores y los sistemas subluz están controlados por el paquete de vuelo NH-7 de Subpro. Su fuente de energía la constituyen unas células criogénicas O3-R de Thiodyne instaladas en la columna transversal que suministran el combustible al reactor de ionización interno. El reactor, un generador de energía Novaldex, cuenta con una poderosa bomba refrigerante que puede mantener la temperatura en condiciones extremas.
Es Ala-Y cuenta con un complejo sistema de tubos de refrigeración que a menudo gotean. Delante de estos componentes también hay un conducto de escape en forma de anillo para la hiperpropulsión.
Como en el ala-X, un astromecánico R2 o R4 se acomoda en el hueco para droides situado tras la cabina y monitoriza todos los sistemas de vuelo. El droide también puede manejar el control de fuego, hacer mantenimiento en vuelo y reconducir la energía si es necesario. Quizás su función más importante es que puede almacenar varis coordenadas de salto de hiperespacio, lo que permite rápidas retiradas.
Tal vez en la única cosa en que estaban de acuerdo los pilotos de ambos bandos de la Guerra Civil Galáctica es que puede soportar bien los golpes. Su casco de titanio reforzado Alusteel daba una sorpresa a los pilotos enemigos novatos, que confiando en haber alineado el Ala-Y en sus puntos de mira, fallaban al tratar de destruirlos con un disparo. Sólo con una tanda de disparos repetidos, los láser podían atravesar el casco del Ala-Y.
Los Ala-Y eran famosos por su resistencia y gran capacidad de lucha que les hizo recibir el sobrenombre de “cerdo revolcón”.
El Ala-Y está diseñado como un caza de ataque, dándole una amplia gama de aplicaciones en combate. Con un alto rendimiento en los combates uno contra uno, su fuerte casco está bien adaptado para llevar armamento pesado.
Con unas pequeñas modificaciones muchas unidades de la Alianza usan los Ala-Y como bombarderos. En los últimos años de la Guerra Civil Galáctica, los Ala-Y empezaron a ser reemplazados por los Ala-B. Este caza es similar en la resistencia de sus escudos y casco y el poder destructivo de sus proyectiles, láser y armas de iones. El ala-B tardó varios años en sustituir al Ala-Y. Sin embargo muchos de ellos aún siguen en activo.
Los Ala-Y fueron desplazados de la primera línea de combate a la protección de bases y ataques a convoyes imperiales. Muchos Ala-Y se dedican a servicios de correo para la Inteligencia de la Alianza. Aquí es donde se pueden encontrar más variantes del Ala-Y. Algunos Ala-Y correo han reemplazado las armas de iones por compartimentos para carga. Estos cazas se caracterizan por carlingas deslizantes para embarcar y desembarcar con rapidez cuando está en tierra (o incluso como salida de emergencia a grandes alturas). Algunos Ala-Y modificados tienen cabinas desmontables que sirven como vehículos retropropulsores de escape.
Los componentes del Ala-Y han servido para otros vehículos de la Alianza. La cabina del modificado snowspeeder T-47, es la cabina modificada del Ala-Y. Esto facilitó el entrenamiento de los pilotos que estaban familiarizados con los controles. El T-47 también tiene otros componentes modificados del blindaje del Ala-Y en su casco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario