Distrito Star Wars

Distrito Star Wars

jueves, 6 de diciembre de 2012

Caza droide


CAZA DROIDE


Los primeros diseños de los cazas droides de la Federación de Comercio utilizaban droides de combate como pilotos. Sin embargo, las naves evolucionaron hasta convertirse en una unidad que pensaba por sí misma; un verdadero caza droide. La efectividad de utilizar los cazas droides ha sido discutida en los círculos estratégicos durante generaciones; las prestaciones de los cazas droides superaban a las de las naves con pilotos orgánicos realizando maniobras que podrían hacer trizas incluso a los más robustos pilotos y transportando mucho más armamento en el casco.
No obstante, el cerebro de un droide no puede rivalizar con la naturaleza aleatoria, la inventiva y la astucia que los seres vivos pueden aportar a la batalla.
Durante la Batalla de Naboo, los estrategas de la Federación de Comercio trataron de contrarrestar las deficiencias de diseño de sus cazas lanzándolos en masa. Enjambres de los diminutos cazas fueron lanzados desde los hangares de las naves de batalla atacando al pequeño número de cazas Naboo N-1 que defendían el planeta.
Al igual que la infantería de droides de batalla los cazas droides estaban controlados por la Nave de Control Droide de la Federación de Comercio. Cuando no estaban en el aire, los cazas droide se podían transformar a un modo caminante permitiendo que fuesen usados por patrullas de superficie.

UNIVERSO EXPANDIDO


Antes de la invasión de Naboo, la Federación de Comercio había creado un ejército para aumentar su poder y construyeron un caza de combate capaz de enfrentarse a los mejores cazas de la época.
La Fábrica de la Catedral Xi Char de Charros IV construyó un gran número de precisos cazas droides para la Federación de Comercio. El desarrollo de la tecnología avanzada es una religión para los Xi Charrianos de la orden Haor Chall y el caza droide es una muestra de su devoción. Además sus clientes sabían que se podía confiar en los constructores de Charros para mantener el secreto acerca de esta flota.
Cuando estaba en modo de ataque, el caza llevaba cuatro cañones blaster en sus alas y dos lanzadores de torpedos de energía junto al borde del fuselaje principal. Cuando se transformaba al modo caminante, los lanzadores se situaban para uso antipersona.
Un raro combustible sólido concentrado en lingotes estaba almacenado en el depósito de combustible de popa.
El caza droide de la Federación de Comercio disponía de cuatro modos operativos. En el modo de espera la nave permanecía en la percha de recarga conectado a un suministrador de energía de alto voltaje y a un depósito para repostar combustible, de modo que estuviera preparado para despegar en cualquier momento. En este estado, todas las naves ponían en marcha programas de diagnóstico que hacían mover las alas o los sensores.
El modo de vuelo era el más habitual entre los cazas droide; se movían dentro de una zona atmosférica o en el vacío. Normalmente la nave adoptaba este modo mientras patrullaba o se encontraba en un nivel de alerta mínima.
El modo de ataque solía activarse cuando el contacto con el enemigo era inminente o cuando la nave recibía un aviso de alerta máxima.
El último modo era el de caminante, que se utilizaba una vez que el planeta enemigo había sucumbido. En este modo el caza cambiaba de aspecto para utilizar los estabilizadores como patas. La nave avanzaba por el suelo sobre unas garras en forma de tijeras.
La Federación de Comercio guardaba celosamente sus nuevas innovaciones y el caza droide está equipado de acuerdo a ello. Si pierde contacto con la nave de Control Droide debido a malfuncionamiento y otro problema (u otra catástrofe inesperada) un mecanismo de autodestrucción del caza impide que este caiga en manos enemigas.
   

No hay comentarios:

Publicar un comentario