Distrito Star Wars

Distrito Star Wars

jueves, 26 de julio de 2012

Caza Naboo N-1


CAZA NABOO N-1

Protegiendo los cielos y el espacio que rodea Naboo, está el caza N-1. Su diseño pulido es una muestra de la filosofía, de la tecnología de Naboo, de combinar arte y funcionalidad. Sus dos motores radiales tipo J están recubiertos por cromo brillante y su parte trasera acaba en una cola fina y larga.
Detrás del piloto se coloca un droide astromecánico encajado en un pequeño agujero en el cual queda un poco comprimido a fin de adaptarse a la línea de la nave.
Las principales características del caza son sus dos cañones bláster, dos lanza torpedos y un piloto automático muy diestro.
Durante la batalla de Naboo, el intrépido piloto Ric Olié dirigió el escuadrón Bravo, formado por cazas N-1, contra los enjambres de cazas droides de la Federación de Comercio. La inesperada ayuda del hábil piloto Anakin Skywalker, condujo a la destrucción de la Nave de control de los droides, dando la victoria a Naboo.

UNIVERSO EXPANDIDO

El caza N-1, está fabricado por la división de naves del Palacio de Theed y sus componentes internos de alta tecnología, provienen de un gran número de planetas. Los motores Nubian-221 tipo J, impulsan al caza en velocidades subluz. Estos motores están especialmente preparados para reducir la contaminación en la atmósfera de Naboo. El dispositivo de hipervelocidad Nubian Monarc C-4, aumenta la potencia de la nave una vez que le han sido proporcionadas  las coordenadas de navegación por una unidad R-2 u otra similar. La hipervelocidad es especialmente útil cuando el caza N-1 se utiliza como escolta de honor de la Reina, en sus visitas a otros planetas.
La cola central del caza sirve como conducto para energía y datos del ordenador. En los muelles de los hangares del Palacio de Theed hay áreas especialmente diseñadas para “enchufar” los cazas cuando están en tierra. Los grandes transformadores del hangar transmiten una carga de energía de alto voltaje para poder activar todos los sistemas de la nave.
El ordenador de batalla de palacio le comunica al ordenador y al piloto automático del caza las coordenadas de batalla codificadas y los planes estratégicos.
Como Naboo es un planeta pacífico, las misiones de los cazas N-1 suelen ser salidas para la defensa del planeta, patrullas  o escolta de misiones diplomáticas.
Como gran parte de la ingeniería de Naboo, el N-1 está basado en piezas estándar de la tecnología de la Antigua República, adaptadas a la actividad propia de este planeta. Esto se debía a la opinión que tenía el pueblo de Naboo de que no eran necesarias ni una gran protección ni un sistema armamentístico, así como a su alto sentido de la responsabilidad para con el medio ambiente.
El mayor contacto con el resto de la galaxia, así como el aumento de las actividades delictivas en un planeta que dependía del comercio con sus vecinos, llevaron a considerar necesarios el armamento y protección y a crear una flota de cazas. Los primeros cazas de Naboo, desarrollados por el Cuerpo de Ingenieros Espaciales del Palacio de Theed, carecían de protección electromagnética básica y en su lugar contaban con una capa de cromo pulida a mano, para proteger la piloto y a los dispositivos que hacían funcionar los cazas de radiaciones nocivas. Esta capa resultaba cara y requería un mantenimiento constante.
Originalmente se utilizaba para desempeñar funciones ceremoniales; el papel del caza como escolta de la Nave Real y visitantes dignatarios provocó que el N-1 adoptase la mayor parte de la tecnología aplicada a otros cazas de la galaxia. Naboo estampó su propia seña de identidad en el N-1. La larga cola central, rasgo esencial del caza, contiene una interfaz informática  y un colector de energía. En los muelles de los hangares del Palacio de Theed hay áreas especialmente diseñadas para “enchufar” los cazas cuando están en tierra.
Los grandes transformadores del hangar transmiten una carga de energía de alto voltaje para poder activar todos los sistemas de la nave. Durante la recarga el caza está conectado al ordenador central de combate. En plena batalla el ordenador de palacio puede comunicar al ordenador y al piloto automático del caza las coordenadas de batalla codificadas y las informaciones  tácticas necesarias. El N-1 lleva un droide astromecánico R2 conectado al ordenador del caza y a los sistemas de mando durante le vuelo, el cual proporciona cálculos de astrogación e información adicional del lugar en el que se encuentra para  optimizar la actuación de la nave.
El N-1 está acabado parcialmente en cromo reflectante, al igual que la Nave Real. Este rasgo obedece a razones puramente estéticas, ya que de esta forma que queda clara la relación de esta nave con la Nave Real. Como Naboo es un planeta pacífico, las misiones de los cazas N-1 suelen ser salidas para la defensa del planeta, patrullas  o escolta de misiones diplomáticas.
       

No hay comentarios:

Publicar un comentario